La importancia de cuidar tus encías

La salud de los dientes depende en gran parte de la salud de las encías. Éstas protegen la base de los dientes y los unen al hueso. Por este motivo, si no se cuidan las encías, los problemas periodontales pueden conllevar la pérdida de los dientes. Afortunadamente, hay muchas cosas que puedes hacer para mantener tus encías sanas y preservar una bonita sonrisa.

Existen dos tipos de enfermedades de las encías: la gingivitis y la periodontitis. La primera sucede cuando la placa no es removida debidamente y permite que las bacterias se acumulen en la línea de la encía, causando su inflamación. El síntoma más común es el sangrado de las encías cuando te cepillas los dientes y el mal aliento la boca.

Cuando la gingivitis no se trata a tiempo, la inflamación avanza hasta llegar a los tejidos conectivos e incluso el hueso. Esta fase se conoce con el nombre de periodontitis. La periodontitis provoca la recesión de las encías, su inflamación, dolor al contacto e incluso un aumento de sensibilidad ante los cambios de temperatura.

Visita el dentista con regularidad

La mayoría de pacientes acuden a la clínica dental cuando algunos de los daños que ha producido la periodontitis ya son irreversibles. Por esto es importante realizar visitas a la clínica dental de forma regular, en las que el dentista pueda diagnosticar los primeros síntomas de la enfermedad periodontal y evitar su avance.

Si tenemos en cuenta que entre el 75 y el 95% de los adultos sufren algún tipo de enfermedad periodontal, entenderemos que no se trata de una visita en vano, sino que es muy importante para preservar nuestra salud oral y, todavía más importante, evitar la pérdida de dientes y todas las consecuencias que esto comporta.

Prevención y tratamiento de la enfermedad periodontal

La mejor manera de evitar la enfermedad periodontal es seguir una buena prevención. Estos son los consejos básicos que debes seguir para mantener tus encías sanas:

  • Cepíllate los dientes al menos dos veces al día durante dos minutos.
  • Utiliza el hilo dental cada día.
  • Enjuágate los dientes para una mayor protección contra la placa y curar la gingivitis.
  • El tabaquismo incrementa el riesgo de sufrir enfermedad periodontal. Si fumas, asegúrate que cumples con las medidas de higiene dental a rajatabla.
  • Si sufres gingivitis, el dentista puede realizar una limpieza dental para eliminar la placa bacteriana acumulada entre dientes y encías.

Si tienes alguna duda acerca del cuidado de tus encías, no dudes en consultarla con tu dentista de Clínica Dental Zendrera.